Publicado en apoyo psicológico por: Gemma Asarbai el 02-01-2012 archivado en Definiciones y Conceptos

 
 
Control de Estímulos

 


El control del estímulo se produce cuando hay una elevada probabilidad de que una respuesta aparezca en presencia de un estímulo antecedente.

Para desarrollar el control del estímulo se utiliza el esfuerzo diferencial, reforzando la respuesta siempre que ocurra en presencia del estímulo discriminativo y dejando de reforzar la respuesta cuando se produzca en presencia de otros estímulos. (Si un niño realiza una tarea cuando su madre se lo indica, su conducta será aprobada o reforzada, pero si la realiza sin que se le haya indicado, su conducta no será reforzada).

El control del estímulo se suele ejercer reforzando estímulos o incentivos.


Por tanto, Si el sujeto responde de una forma en presencia de un estímulo y de forma diferente en presencia de otro estímulo, podemos llegar a la conclusión de que su conducta está bajo el control de los estímulos implicados.

Se aconsejan los siguientes puntos antes de desarrollar un programa de control de estímulos.

• Identificar, por medio de la observación, los lazos funcionales entre los estímulos antecedentes y las conductas que no se han de incrementar.

• Identificar los estímulos que provocan la conducta inapropiada.

• Eliminar los estímulos para la conducta inapropiada.

• Resaltar más los estímulos para responder de forma apropiada.

• No utilizar en exceso el control del estímulo. Cada presentación no reforzada de un estímulo debilitará su poder para provocar respuesta.

• Si un estímulo arbitrario se ha establecido como estímulo discriminativo, transformarlo gradualmente en antecedente natural, con el fin de fomentar la generalización al ambiente real.

• Entrenar al individuo a tomar las riendas del control por el estímulo de su propia conducta.

 
 
 
 
 
 
Publicado por:
es
 
 

none
Terapia Online
none
Terapia
none

Colaboradores
none
Neurofit
none
Colaboradores
none
none